Nuestros niños y jóvenes aprendieron que dar de lo que tienen es mucho mejor que recibir